Diferencia ASNEF RAI

Diferencia entre ASNEF y RAI: Lo que Necesitas Saber

27/12/2023 | Morosidad

ASNEF y RAI son dos registros de morosos en España, pero existen diferencias importantes entre ellos. Conocer estas diferencias y cómo afectan tu historial crediticio es fundamental para tomar decisiones financieras informadas.

¿Qué es ASNEF y Qué es RAI? - Entendiendo los Registros de Morosidad

ASNEF: Registro de Morosos y sus Implicaciones

ASNEF o Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, también conocido como fichero Equifax debido a su gestión a cargo de Equifax Servicios Solvencia y Crédito, es el registro de deudores más grande de España, dedicado a particulares y empresas.

 ASNEF fue creada en el año 1957 y es una organización empresarial regulada por la Ley 19/1977 sobre el derecho de asociación sindical. Esta asociación sirve como unión entre las entidades financieras y las Administraciones Públicas, otras asociaciones profesionales y los usuarios de los productos financieros.

Se trata de una lista de morosos que obtiene información correspondiente al incumplimiento de deudas, donde los acreedores son quienes proporcionan los datos a la organización.

Para incluir un registro de impago en ASNEF, es necesario ser miembro de la Asociación Nacional de Entidades de Financiación. Si la deuda no se paga en un plazo de tres meses, la persona o empresa deudora puede ser registrada en el fichero de morosos, lo que implica la pérdida de acceso a servicios financieros y suministros energéticos. Esta situación se mantiene durante un máximo de seis años, aunque las deudas no sean pagadas. Es recomendable salir del fichero lo antes posible para evitar problemas.

 

RAI: Registro de Aceptaciones Impagadas y su Impacto

RAI (Registro de Aceptaciones Impagadas) son las siglas del fichero de morosidad más importante de España para personas jurídicas. Este fichero recopila información de las empresas que no cumplieron con una obligación de pago. Recoge todo tipo de empresas con una deuda documentada, vencida y ejecutable. Las deudas deben ser reconocidas y deben ser iguales o mayores a 300 euros. Se encuentran principalmente las letras de cambio, cheques y pagarés impagados.

Para que una empresa sea incluida en la lista RAI, es necesario contar con una prueba documental de la deuda o un documento firmado por el deudor que reconozca la deuda. La información utilizada por RAI se recopila de entidades bancarias, cajas de ahorro, cajas rurales y cooperativas de crédito, y se obtiene a través de los servicios informáticos centralizados utilizados por los bancos, que proporcionan la información detallada sobre la deuda de las empresas incluidas en este fichero. Si se te encuentras incluido en el registro RAI, esta deuda se asume como legítima y esto significa que estás comprometido a pagarla.

 

Comparativa entre ASNEF y RAI - Aspectos Clave a Considerar

A pesar de que tanto ASNEF como RAI son registros de morosos, existen diferencias importantes entre ellos. Estas diferencias son:

  1. Tipos de deudores: ASNEF se dedica tanto a particulares como a empresas, mientras que RAI está enfocado exclusivamente a personas jurídicas.

  2. Documentación necesaria: Para ser incluido en ASNEF, es necesario ser miembro de la Asociación Nacional de Entidades de Financiación y contar con un registro de impago que no haya sido pagado en un plazo de tres meses. En cambio, para ser incluido en RAI, se requiere contar con una prueba documental de la deuda, como pagarés, letras de cambio, cheques cambiarios o un documento firmado por el deudor que reconozca la deuda.

  3. Monto de la deuda: En ASNEF, no hay un monto mínimo establecido para la deuda, mientras que en RAI las deudas deben ser iguales o mayores a 300 euros.

  4. Fuente de información: ASNEF recopila información de varias fuentes, incluyendo entidades financieras y empresas de telecomunicaciones, mientras que RAI obtiene su información de entidades bancarias, cajas de ahorro, cajas rurales y cooperativas de crédito.

  5. Duración del registro: En ASNEF, una vez incluido en el fichero, el registro se mantiene durante un máximo de seis años, incluso si la deuda no se paga. En cambio, en RAI no existe un plazo definido y el registro se mantiene hasta que la deuda sea pagada.

 

Efectos en tu Crédito y Vida Financiera

Tanto ASNEF como RAI pueden tener un impacto negativo en tu historial crediticio y dificultar tus futuras solicitudes de crédito. Cuando una persona o empresa es incluida en alguno de estos registros de morosos, las entidades financieras y empresas de servicios pueden acceder a esta información y tener en cuenta dicha situación al evaluar la solicitud de un préstamo o la contratación de servicios.

Si estás incluido en ASNEF o RAI, es probable que enfrentes dificultades para obtener crédito o financiamiento, ya que los prestamistas y proveedores de servicios suelen considerar a los registrados en estos ficheros como deudores de alto riesgo. Incluso si te aprueban un préstamo o contrato, es posible que se te apliquen tasas de interés más altas o condiciones menos favorables debido a tu historial de morosidad.

Es importante destacar que salir de estos registros no es automático una vez que pagas tu deuda. Para ser eliminado de ASNEF o RAI, generalmente es necesario presentar una solicitud y proporcionar pruebas de que la deuda ha sido saldada.

 

Consejos de Kubo Legal para Manejar Tu Situación en ASNEF y RAI

Estrategias para Salir de ASNEF y RAI

Si deseas solicitar la eliminación de tu nombre del fichero o lista de morosos de ASNEF después de haber pagado tu deuda, es importante seguir ciertos pasos para asegurarte de que tu solicitud sea atendida correctamente:

  1. Obtén la información relevante: Antes de presentar una reclamación, asegúrate de tener a mano toda la documentación relacionada con la deuda que has pagado, como comprobantes de pago, acuerdos de liquidación u otros documentos que demuestren que has cumplido con tus obligaciones financieras.

  2. Contacta con el banco o entidad financiera: Primero, comunícate con la entidad a la que le debías dinero y solicita una confirmación por escrito de que la deuda ha sido saldada. Esto será fundamental para respaldar tu reclamación.

  3. Comunícate con ASNEF: A continuación, dirígete a ASNEF para presentar tu reclamación. Puedes hacerlo a través de su página web oficial o por correo electrónico (asnef@asnef.com). Incluye una copia de la documentación que demuestre el pago de la deuda y solicita explícitamente la eliminación de tu nombre del fichero ASNEF.

  4. Mantén un registro: Guarda una copia de todas las comunicaciones y documentos relacionados con tu reclamación. Esto te servirá como evidencia en caso de que necesites presentar pruebas en el futuro.

  5. Revisa la respuesta de ASNEF: Una vez que hayas presentado tu reclamación, ASNEF tiene un plazo de 30 días hábiles para responder a tu solicitud. Durante este tiempo, verificarán la información y realizarán las gestiones necesarias para eliminar tu nombre del fichero si corresponde.

  6. Si la reclamación no es resuelta satisfactoriamente: En caso de que no obtengas una respuesta satisfactoria o consideres que tus derechos han sido vulnerados. Para ello es aconsejable que busques asesoramiento legal para conocer tus opciones y derechos. Nuestro consejo es que intentes mantener una comunicación clara y documentada con todas las partes involucradas, tanto con la entidad acreedora como con ASNEF. La documentación y la paciencia son clave durante el proceso de reclamación.

  7. Para consultar el fichero RAI es necesario registrarse por medio de su página web, firmar el contrato y pagar la prima. También puedes enviar un correo electrónico a helpdesk@ficherorai.com donde puedes solicitar que te informen si existe un registro de tus datos en el fichero. La manera más común de salir del fichero RAI es pagando el importe de la deuda pendiente, a partir de ahí, el acreedor que solicitó la inscripción de tu deuda en el fichero también deberá tramitar la baja de este. No obstante, también puedes solicitar directamente a RAI la eliminación de tus datos del registro, presentando los documentos que demuestren el pago. Recuerda que es importante mantener un registro de todas las comunicaciones y documentos relacionados con tu reclamación, ya que podrían ser necesarios en caso de que surjan problemas o necesites presentar pruebas en el futuro.

Asesórate por expertos

Es fundamental contar con asesoramiento legal al intentar salir de ASNEF y RAI, ya que un abogado especializado en derecho financiero puede brindarte el conocimiento y la experiencia necesarios para tomar las decisiones correctas y lograr una salida rápida de los ficheros.

Un equipo de abogados expertos como Kubo Legal podrá evaluar tu situación específica, revisar la documentación relevante y asesorarte sobre los pasos legales que debes seguir. Ellos pueden ayudarte a entender tus derechos y opciones legales, así como a preparar y presentar las solicitudes adecuadas a ASNEF y RAI. Ponte en contacto con nosotros para explicarnos tu caso y te daremos una solución.

Redactado por uno de nuestros especialistas

Deja tu comentario






Categorías

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Puedes consultar nuestra política de cookies.