Contratar a un abogado en España

Contratar a un abogado en España: Todo lo que necesitas saber

05/07/2023 | Otros

Si necesitas contratar a un abogado, te proporcionamos información sobre cómo hacerlo y el precio promedio por sus servicios. Conocer esta información te ayudará a tomar la mejor decisión y planificar tu presupuesto. 

¿Cuál es el precio medio por los servicios de un abogado?

El precio medio puede variar dependiendo de varios factores, como la ubicación geográfica, la especialidad del abogado y su experiencia, el tipo de caso o el servicio legal requerido.

En calidad de expertos, los abogados solicitan una tarifa por los servicios que ofrecen, ya sea al comienzo del proceso, en cuotas o únicamente al término del procedimiento. A esto se le denomina “honorarios” y se pueden tarificar de diferentes formas; abogados a porcentaje o cuota litis, provisión de fondos, honorarios a precio cerrado o tarifas por horas.

Factores que influyen a la hora de fijar los honorarios del abogado

Determinar con precisión cuánto cuesta contratar un abogado en cualquier especialidad es bastante complejo. Ya que en Europa, los Colegios de Abogados no tienen la autoridad para establecer las cuantías o criterios que busquen una fijación de tarifas.

A fin de determinar el precio del servicio, es necesario tener conocimiento de los elementos que influyen en los honorarios:

1. Tipo de acción a llevar a cabo

En cuanto al coste promedio de los servicios jurídicos, hay que tener en cuenta el tipo de procedimiento en el que el profesional del derecho debe intervenir. Este factor es crucial para calcular el importe de sus servicios, estos pueden ser variables dependiendo de la trayectoria profesional.

2. Tipo de honorarios

No existen unos criterios específicos establecidos, pero podemos clasificarlos en tres criterios:

  • Honorarios fijos

En la actualidad, los honorarios fijos se han convertido en los más ordinarios, especialmente en los procesos extensos. Consiste en establecer de antemano un coste de mutuo acuerdo con el cliente, que incluye tanto los gastos de gestión como las distintas tareas que el abogado debe llevar a cabo.

  • Por porcentaje

En este caso, el profesional no establece una tarifa fija, ni cobra al momento de la contratación. En este caso, es necesario conocer las ganancias del cliente.

Debido a que los honorarios del abogado dependen de un porcentaje de las ganancias obtenidas por su cliente en caso de un resultado favorable en el proceso legal, se conoce como cuota litis y suele oscilar entre el 8% y el 30%.

Este modo de pago resulta útil cuando no se dispone del dinero suficiente para contratar los servicios de un abogado profesional. Sin embargo, es relevante destacar que esta opción tiende a ser más costosa que las tarifas estipuladas con anticipación.

  • Mixtos

La forma mixta la utilizan muchos profesionales al inicio del procedimiento judicial. La tarifa inicial oscila entre 100 y 900 euros, pero también establecen un porcentaje que el cliente deberá pagar en caso de obtener resultados favorables.

Este tipo de honorarios permite que el cliente pague una tarifa inicial más baja y luego comparta parte de las ganancias en caso de éxito.

3. Los diferentes profesionales

Los procesos legales demandan la participación de un experto en un área específica del derecho. Dependiendo del tipo de trámite, se requiere la contratación de un tipo u otro de profesional legal. Existen distintos tipos de abogados:

  • Abogados civiles

Se dedican al Derecho Civil y su labor consiste en resolver disputas entre intereses individuales. Su tarea se lleva a cabo en la Audiencia Provincial y en los Juzgados de Primera Instancia. Entre los casos que atienden se encuentran: divorcios, deudas, indemnizaciones, herencias, patria potestad, incapacitaciones, etc.

  • Abogados penalistas

La labor de estos expertos se basa en proteger o actuar en nombre de las personas que han sido víctimas o acusadas de un supuesto crimen que esté contemplado en el Código Penal.

  • Abogados mercantiles

La tarea de estos profesionales implica la supervisión de las relaciones y el funcionamiento dentro de las compañías. Estos especialistas participan en las negociaciones entre distintas empresas, redactan contratos, establecen acuerdos en las juntas directivas, representan a empresas y trabajadores en casos de bancarrota y ajustes de empleo, etc.

  • Abogados de familia

Estos especialistas se dedican a casos de divorcio, separación, custodia de niños, visitas programadas, pagos de manutención, y otros temas relacionados.

  • Abogados laboralistas

Especializados en Derecho Laboral y de la Seguridad Social, su labor consiste en intervenir en situaciones de conflicto que surgen entre empresas privadas o entidades públicas y empleados. Los abogados laboralistas también se encargan de los accidentes de trabajo, mobbing, reclamaciones laborales y los impagos, entre otros.

  • Abogados administrativos

Se trata de los expertos en procedimientos entre empresas y particulares en contra de la Administración Pública y viceversa. Entre las labores que realizan se encuentra la representación en juicios, la presentación de apelaciones y la presentación de argumentos. En esta rama del Derecho se encuentran los abogados fiscalistas, especializados en Derecho Tributario y Financiero. La labor de estos profesionales consiste en todo lo relacionado con tributos, tasas e impuestos.

En cualquier caso, encontrar al profesional adecuado para tu caso es una labor compleja, se recomienda que se realice una investigación exhaustiva y se soliciten presupuestos claros antes de proceder a la contratación. Si necesitas asesoramiento, contacta con Kubo Legal: podemos ayudarte.

9 Claves a seguir antes de contratar un abogado

  1. Investiga y compara varios profesionales y los servicios que te ofrecen antes de tomar una decisión.
  2. Pregunta por sus tarifas y honorarios antes de contratar sus servicios.
  3. Asegúrate de entender completamente los servicios que se incluyen en los precios.
  4. Solicita presupuestos claros y por escrito, no solo de forma verbal.
  5. Consulta la reputación y experiencia del abogado antes de contratarlo.
  6. Ten en cuenta que los honorarios más altos no siempre indican mejor calidad de servicio.
  7. Infórmate sobre las posibles formas de financiación o ayuda legal disponibles.
  8. Establece una comunicación clara con tu abogado para evitar malentendidos.
  9. Asegúrate de tener un contrato por escrito que detalle los servicios y las tarifas acordadas.

Hoy en día tenemos las herramientas adecuadas en nuestro bolsillo para poder acceder a este tipo de información de forma fácil y sencilla. Los abogados en línea cada día toman más importancia en el sector del derecho. Con una rápida búsqueda, puedes encontrar a profesionales especializados en las distintas disciplinas jurídicas, que te ofrecen asesoramiento legal y servicios jurídicos desde la comodidad de tu hogar.

Estos profesionales online son una excelente opción para aquellos que buscan asesoramiento legal urgente. Contarás con una comunicación fácil, rápida, barata y efectiva con tu abogado, junto con otras muchas ventajas como un precio más bajo, flexibilidad, consulta inmediata, ahorro en los desplazamientos, etc.

Si te estás preguntando si los servicios en línea son seguros, la respuesta es SÍ. Únete al Club Kubo Legal y obtén la protección que necesitas para ti y para tu familia. No te quedes atrapado en la confusión y el estrés que genera cualquier conflicto legal y contáctanos hoy mismo.

 

Escribe tu comentario





Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para gestionar tu visita en la página, para recoger información sobre tu navegación y mejorar nuestros servicios y el funcionamiento de la página web. En cualquier caso, entre otros derechos siempre podrá cambiar su decisión y oponerse al tratamiento. Consulte los derechos que le asisten y la política completa aquí.

ACEPTAR DENEGAR